Las fuerzas políticas atrasadas a la ofensiva Las fuerzas políticas atrasadas a la ofensiva
POR RAMON ANTONIO VERAS I.- Medios de dominación colonial 1.- Al momento de analizar la situación política de un país hay que tomar en... Las fuerzas políticas atrasadas a la ofensiva

POR RAMON ANTONIO VERAS

I.- Medios de dominación colonial

1.- Al momento de analizar la situación política de un país hay que tomar en consideración factores que inciden o pueden incidir dependiendo del lugar donde está geográficamente ubicado, así como su nivel de desarrollo económico-social; la influencia del capital extranjero y la composición de las clases sociales. Siempre han existido países aparentemente independientes sobre los cuales, a través de la economía, otro país poderoso ejerce un peso determinante lo que se identifica como dominio imperial, y mucho más hoy por la existencia de las multinacionales, porque hay que tomar en cuenta que “El capital financiero es una fuerza tan considerable, puede decirse tan decisiva, en todas las relaciones económicas e internacionales, que es capaz de subordinar, y en efecto subordina, incluso a los Estados que gozan de la independencia política más completa”.

2.- En las naciones dependientes la correlación de fuerzas políticas siempre está influenciada por la táctica y la estrategia que elaboran los ideólogos del imperio, aunque en un momento dado ocurren hechos que modifican por completo el escenario internacional o regional, como ocurrió con la Revolución de Octubre, con la que se inició a nivel mundial el desmoronamiento del sistema colonial, y la Revolución Cubana que cambió por completo el dominio que ejercían los intereses monopolistas norteamericanos en América Latina y el Caribe.

3.- La política colonial llevada a cabo por el imperio para mantener sojuzgados a los países que oprime, es ejecutada mediante actos jurídicos, políticos y militares. El mando con violencia cambia de acuerdo a las situaciones que se presenten. El que sojuzga procede siempre para impedir la emancipación de aquel que está sometido a su dominio.

4.- Para someter a nuestros países, históricamente el imperio ha utilizado  métodos sofisticados y vulgares, sencillos y complejos, modernos y anticuados; claros y solapados, y ha actuado solo y acompañado. Es de la esencia del imperio proceder tornadizo.

II.- Doctrinas imperiales de dominación

5.- La política trazada hoy por el imperio para ser aplicada en los países de la región no es la misma que utilizó anteriormente para mantener su dominio. Los ideólogos que diseñan las medidas colonialistas las han cambiado ahora con respecto a las que fueron puestas en ejecución en tiempos pasados. Las estratagemas son la obra de quienes con habilidades crean formas convenientes utilizando ciertas pericias.

6.- Al final de la Segunda Guerra Mundial, ante el prestigio alcanzado por el campo socialista, los estrategas del imperio pusieron en ejecución diferentes métodos con el fin de quitarle influencia a las ideas socialistas. Se puso en marcha una gran ofensiva con medios destinados a crear y mantener tensión para provocar permanente temor e intranquilidad. La Guerra de Nervios fue el preludio de la Guerra Fría.

7.- En la década del cuarenta del siglo pasado, Estados Unidos, impuso el Plan Truman, que tenía por finalidad golpear a todo el movimiento democrático, iniciando con la operación de Gonzalo Videla, en Chile; continuando con la acción en Bogotá; la represión en Brasil; el apoyo al gobierno reaccionario de José Figueres, en Costa Rica, y las dictaduras de Rojas Pinilla, en Colombia, Pérez Jiménez, en Venezuela, Fulgencio Batista, en Cuba, y concluyó con el derrocamiento del gobierno de Jacobo Àrbenz en Guatemala.

8.- El imperio norteamericano, con ideas elaboradas por Thomas Clifton Mann, procuró contrarrestar la influencia ideológica generada en 1959 por la Revolución Cubana en los pueblos latinoamericanos y caribeños, pero la doctrina Mann, al igual que como ocurrió con la Alianza para el Progreso, fracasó porque todavía hoy se ha conservado el entusiasmo de las masas populares con el proceso revolucionario desarrollado en Cuba.

9.- Los gobiernos militares presentes en las décadas del sesenta, setenta y ochenta del siglo pasado, es la clara expresión de la Guerra Fría materializada caliente. Basta con recordar las dictaduras feroces instauradas en el Cono Sur, destacándose la instalada por Augusto Pinochet, en Chile, en 1973, luego del Golpe de Estado al presidente constitucional y legítimo del doctor Salvador Allende. Pero la derrota de los Estados Unidos en Vietnam, les obligó a cambiar de táctica, y es entonces cuando, dentro de la Guerra Fría, surge la figura del presidente Jimmy Carter, como defensor de los Derechos Humanos.

III.- El nuevo golpe de Estado. Mecanismos ideológicos desestabilizadores

10.- Los grupos de poder en los monopolios norteamericanos, luego de comprender que no les dieron resultados los Golpes de Estado de factura militar en América Latina y el Caribe, ahora han recurrido al Golpe de Estado blando, el cual es ejecutado mediante la aplicación de técnicas debidamente elaboradas tomando en consideración las condiciones internas del país objetivo del golpe encubierto.

11.- Golpe de Estado suave fue el que se utilizó en Honduras, para sacar del poder a Manuel Zelaya, el 28 de junio de 2009. De igual manera, sedosa fue la acción parlamentaria para quitar del gobierno en el Paraguay a Fernando Lugo, el 22 de junio de 2012. Muy pulido y perfumado fue el golpe de Estado en Brasil contra Dilma Rousseff.

12.- En ocasiones, el golpe de Estado suave es precedido por acciones de masas utilizando temas que sirven de motivación para provocar enardecimientos que terminan en conflictos que traen como consecuencia pérdidas de vidas humanas, como ha estado ocurriendo en Venezuela y en Nicaragua.

13.- El golpe de Estado suave, que intereses extranjeros aliados con minorías nativas ha llevado a la práctica con mucho éxito en países de América Latina y el Caribe contra gobiernos legítimos, ha confundido a algunas personas que de buena fe se engañan con consignas huecas utilizadas como señuelo para generar simpatía. Sirven como medio para inflamar sanas voluntades el llamado a la lucha por los derechos humanos, las libertades públicas y la soberanía nacional; movilización para hacerle frente a la corrupción; activar por el adecentamiento de las instituciones, así como otros mensajes sensibleros, civilistas, moralistas e institucionalistas.

14.- Desde los centros de inteligencia norteamericanos todo un arsenal ideológico está organizado para elaborar ideas adecuadas a las aspiraciones de amplios segmentos establecidos en determinados países. Los conceptos confeccionados cuadran perfectamente con las tendencias de las voluntades que se buscan cautivar y movilizar, y los sinceros anhelos de los pueblos son modificados con maniobras para que respondan a las maquinaciones, a las intrigas, a las confabulaciones que con fines conspirativos son diseñadas.

15.- Los pueblos hacen suyos aquellos mensajes que cuadran perfectamente con sus sentimientos y pareceres. Cae muy bien el llamado a enfrentar el fenómeno de la corrupción; a combatir los desmanes contra la institucionalidad democrática, así como señalar las lacras que dañan la decencia. Llevar motivo de satisfacción a otros es complacerlos en sus deseos, de ahí que una comunidad humana da prueba de estar a gusto con quien le expone lo que ella desea oír, aunque quien dirige el aviso lo hace con fines inconfesables.

16.- Es buena, necesaria y conveniente la movilización espontánea de las masas populares en reclamo de reivindicaciones, porque demuestran alto nivel de conciencia. Pero poner a hombres y mujeres del pueblo a movilizarse mediante artificios, no es más que manipulación, que es muy diferente a actuar con naturalidad y franqueza. Mangoneo es lo que vimos en Brasil contra Dilma Rousseff; manipulación en Venezuela contra el gobierno bolivariano, y trama hay en Nicaragua para derrocar el sandinismo.

17.- Los hombres y mujeres del mundo que sinceramente creen en la lucha política y social para la realización de las grandes transformaciones, ponen en primer plano las acciones populares, porque solamente el pueblo movilizado y correctamente dirigido hace posible la modificación del statu quo. Pero en determinadas ocasiones las masas son utilizadas para satisfacer apetencias grupales que nada tienen que ver con las legítimas aspiraciones de lo que en verdad se llama pueblo. Sirvieron a los fines golpistas aquellas manifestaciones “patrióticas y de reafirmación cristiana” que se hicieron en el país en 1963, contra el gobierno de Juan Bosch.

18.- Aquellos que sacan de sus cerebros las ideas desestabilizadoras saben que a las personas para ponerlas en actividad, crearles dinamismo y hacer que se movilicen, se impone darles causas; ocasionarles deseos, suscitarles pretextos y motivaciones que las lleven a la lucha; ponerles fundamentos para sus actuaciones. Los problemas políticos, económicos y sociales siempre sirven de móvil para justificar acciones, aunque a veces la causa que impulsa el actor no sea legítima.

19.- Las ideas que se fabrican para motivar a las personas a los fines de que se pongan en tensión contra el régimen que se busca derrocar, tienden a causar admiración, generan sentimientos que llegan a deslumbrar a los destinatarios. Así ha ocurrido en todos los países donde han sido desplazados del poder gobiernos no complacientes con los Estados Unidos, tal es el caso de Brasil, Honduras y Paraguay y, de igual manera, se han motorizado actos conspirativos contra las administraciones de Nicolás Maduro y Daniel Ortega. Los operativos contra Rafael Correa y Lula da Silva forman parten de la misma trama.

20.- No cualquier individuo es utilizado para crear percepción engañosa arreglada de tal forma que motive pleno atractivo e incitación. Para movilizar a amplios grupos humanos y que realicen lo que es de interés para los conspiradores, hay que fabricar conceptos para encandilar, hechizar, que hagan la función de fuerza motriz, propulsoras del pensamiento sobre el cual se quiere influir.

21.- Si en el pasado el imperio levantó hipócritamente la defensa de los Derechos Humanos para debilitar internamente y crear conflictos en los países socialistas de la Europa del Este, en el presente se lanzan consignas y se colocan en primer plano toda una serie de demandas real y efectivamente sentidas por hombres y mujeres con vocación democrática. Las frases y eslogan son debidamente estudiadas en laboratorios ideológicos que responden a intereses colonialistas para movilizar a las masas populares contra gobiernos no afines al imperio.

22.- La lucha social de los pueblos oprimidos se expresa de diferentes formas y con la aplicación de distintos métodos; en ocasiones se manifiesta en ascenso, y en otras en descenso, la observamos en aumento, y de un momento a otro comprobamos que exhibe notoria disminución. Las masas populares pueden dar prueba de adelanto, pero también colocarse en estado de retroceso. Hemos sido testigos de períodos de encumbramiento del accionar de las víctimas de la opresión, así como también coyunturas de postergación.

23.- En la actualidad estamos en presencia de un descenso del accionar de las masas oprimidas de América Latina y el Caribe, y está siendo aprovechado por las fuerzas más atrasadas nacionales y extranjeras para imponer sus designios, debidamente trazados en el conjunto de medios desestabilizadores que figuran como mandatos de la Guerra de Baja Intensidad.

 

 

Ricardo Rosa

Periodista, labor que realizo desde 1970. He laborado en diferentes medios noticiosos (radio, televisión, periódicos impresos y digitales) tanto de Santiago como de Santo Domingo.

%d bloggers like this: