Por suerte existe el papa Francisco Por suerte existe el papa Francisco
POR PEDRO DOMÍNGUEZ BRITO Ojalá desaparezca el  ruido macabro de los tambores de la guerra; pero en caso de que continúen, si existe alguien... Por suerte existe el papa Francisco

pedroPOR PEDRO DOMÍNGUEZ BRITO

Ojalá desaparezca el  ruido macabro de los tambores de la guerra; pero en caso de que continúen, si existe alguien con calidad moral para evitar un conflicto bélico a gran escala es el papa Francisco. Desde ya aspiramos que queden estéril la “Madre de todas las bombas” de los Estados Unidos de América y “El papá de todas las bombas” de Rusia.

Nuestro Sumo Pontífice tiene algo más de 4 años en sus funciones (fue elegido el 13 de marzo de 2013). Es un tiempo corto, pero aun así su impacto  en la iglesia y en la historia reciente ha sido extraordinaria, siempre para bien. Me encanta observar cómo sus reflexiones se hacen virales en las redes, cómo están colocadas en los murales de las oficinas y cómo las personas las citan.

Ha enriquecido como pocos la Enseñanza Social de la Iglesia, lo que no resulta fácil en una época cambiante y confusa, con amenazas de todo tipo, con migraciones que merecen la atención, con injusticias y destrucción que causan pavor, donde parece que no sabemos dónde estamos ni al lugar que vamos.

No le huye a los temas, por más escabrosos que sean, no importa que se refieran a asuntos religiosos, sociales, económicos… Entiende que es un guía espiritual de cabecera y que sus ideas llegan a millones de creyentes y de no creyentes. No se va por las ramas, habla claro, directamente a las conciencias y a los corazones de quienes lo escuchan.

Y su voz se ha hecho sentir en la misma iglesia, pues para exigir a los demás el papa Francisco sabe que debe tener su casa cada vez más ordenada y por ello se ha preocupado y ocupado por limpiar su propio rebaño, donde cada miembro debe comportarse de acuerdo a las normas establecidas y de no hacerlo será sancionado.

Ahora, con los ejércitos más poderosos en estado de alerta, con el agravante de que un antojo de alguien puede provocar una catástrofe, la presencia de Su Santidad es vital para que haya diálogo y entendimiento entre las partes de una probable confrontación militar, procurando de la paz, como un fiel seguidor de Jesús, amoroso y firme a la vez. Sin dudas, por suerte existe el papa Francisco.

 

 

Ricardo Rosa

Periodista, labor que realizo desde 1970. He laborado en diferentes medios noticiosos (radio, televisión, periódicos impresos y digitales) tanto de Santiago como de Santo Domingo.

%d bloggers like this: